Canelones fit

Canelones fit

Receta:Canelones Fit

Nuestros canelones fit se caracterizan por ser sin gluten,  más bajos en calorías que los tradicionales, y como no, mucho más saludables. Los canelones están hechos con crêpes integrales, y la bechamel no lleva ni un gramo de harina, está hecha con coliflor… sé lo que estaréis pensando… pero debemos deciros que está riquísima y sabe muy parecido a la bechamel tradicional. Probarlo y nos contáis…

Tiempo: 40min

Raciones: 6 canelones grandes (serían 2 o 3 raciones)

Valor nutricional por cada 100gr

254,4 Kcal; 22,90 gr de proteína; 17 gr de hidratos; 4,55 gr de fibra; 10,40 gr de grasa

Ingredientes

Las crêpes

  • 1 cucharada de ghee (o aceite de coco)
  • 250 gr de leche desnatada (o bebida vegetal de tu elección)
  • 100 gr de agua
  • 120 gr de harina de trigo sarraceno
  • 2 huevos

La bechamel eat&fit

  • 500 gr de coliflor
  • 100 ml de caldo de pollo
  • ½ cebolla
  • 15 ml de leche desnatada (o leche vegetal a tu elección)
  • 1 cucharadita de nuez moscada
  • sal y pimienta al gusto

El relleno del canelón

  • 2 pechugas de pollo
  • 1 cucharada de salsa de tomate
  • 1/2 cebolla
  • 200 gr de bechamel eat and fit

Instrucciones

Las crêpes

  1. Batimos los huevos
  2. Calentamos hasta que se funda el Ghee o el aceite de coco
  3. Mezclamos todos los ingredientes en un bol (la masa debe tener consistencia de nata líquida)
  4. Engrasamos ligeramente una sartén antiadherente, y calentamos a fuego medio. Vertemos con un cucharón la masa, hasta cubrir con una fina capa toda la base de la sartén. Dejamos cocinar durante 2-3 minutos o hasta que los bordes de la crêpe esté ligeramente dorado

La bechamel eat&fit

  1. Troceamos y salteamos la cebolla
  2. Troceamos la coliflor
  3. Añadimos la cebolla, la coliflor y los 100 ml de caldo en una olla, y dejamos cocinar por 25 minutos
  4. Una vez cocinado, añadimos la nuez moscada y la leche, y trituramos muy bien. Debe quedar una crema ligera y sin grumos.

El relleno del canelón fit

  1. Troceamos y salteamos la cebolla
  2. Las pechugas de pollo pueden cocinarse a la plancha, al horno o hervidas. En nuestro caso, hervimos las pechugas junto con algunas verduras para el caldo (apio, cebolla, zanahorias, puerro y chirivía), y así aprovechamos el caldo resultante para cocinar posteriormente la bechamel.
  3. Una vez cocinado el pollo, lo trituramos bien junto a la cebolla
  4. Una vez triturado el pollo, le añadimos los 200 gr de bechamel y una cucharada rasa de salsa de tomate, y lo mezclamos bien.

Publicar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*